MILHOJAS DE BERENJENA, TOMATE Y CALABACIN



El otro día, rebuscando en mi archivador de recetas encontré ésta que no había hecho nunca, y tampoco sé de dónde ha salido. Yo la tenía apuntada con berenjena y tomate solamente, pero le añadí calabacín, y además sustituí la vinagreta por una reducción de Módena, y quedó así. A mi marido y a Marta les gustó mucho, y Nerea ni se dignó a probarlo; peor para ella. Espero que vosotr@s si lo probéis y os guste. ¡Feliz fin de semana!

INGREDIENTES:

1 berenjena pequeña.
1 calabacín pequeño.
1 tomate de pera grande.
Queso rallado en casa.
Aceite, vinagre de Módena, orégano y sal.

PREPARACIÓN:

Se lavan las verduras,  se cortan en lonchas, se pintan con aceite, se salan y se hacen a la plancha. Cuando está, se va poniendo, en una fuente de cristal cuadrada, y no demasiado grande, una loncha de berenjena, un poco de queso rallado, una loncha de tomate, más queso, una loncha de calabacín, y así sucesivamente, hasta terminar en queso. Se espolvorea con un poco de orégano, y se pone a gratinar. Mientras, se hace una vinagreta con unos trocitos de tomate, un poquito de queso, aceite, vinagre de Módena, y sal; y cuando están las milhojas gratinadas, se echa esta vinagreta por encima y se sirven. También se puede sustituir la vinagreta por una reducción de Módena que haremos poniendo a hervir 3 cucharadas de vinagre de Módena con una cucharada y media de azúcar, dejándolo reducir hasta que espese un poco.