TARTA DE CREMA DE ORUJO




No os podéis imaginar lo increiblemente buena que está esta tarta. Es una delicia. Las galletas de canela le dan un toque muy especial, y como hacen una base muy finita, no tapan el  sabor a la crema de orujo. Yo la hice con medio sobre de gelatina, y quedó como mousse. Espero que os guste. :)


INGREDIENTES:

100 gr. de queso Philadelphia.

500 ml. de nata para montar.

4 cucharadas de azúcar.

100 ml. de crema de orujo.

1 sobre de gelatina en polvo neutra o 6 hojas de gelatina.

14 galletas de canela.

25 gr. de mantequilla.

30 gr. de chocolate para postres.

Un poquito de leche.



PREPARACION CONVENCIONAL:

Se pone papel de horno en el fondo de un molde desmontable, y se untan las paredes y el papel con mantequilla.

Se pican las galletas con la mantequilla, en la picadora, y se cubre con ellas el fondo.

Se deja el molde en el congelador hasta el momento de usarlo.

Se monta la nata y se reserva.

La crema de orujo se pone a calentar con el azúcar, y se añade la gelatina, removiendo hasta que esté deshecha. 

Se bate esta mezcla con el queso Philadelphia, y se incorpora a la nata, mezclando suavemente.

Se vuelca en el molde y se lleva a la nevera, hasta que esté cuajada.

Se derrite el chocolate, con un chorrito de leche, en el microondas, y se decora la tarta con él. 


Si queremos que quede más tipo mousse, se echa solo medio sobre de gelatina.